Blogcrowds

divendres, 13 de juliol de 2012

0 Comments:

Post a Comment



Aquests dies en el que es disputa el 99è Tour de França, aprofitem la ocasió per a presentar-vos una bonica imatge, realitzada al Juliol de 1965, a Mas Rampinyo. En aquella ocasió el Tour de França va venir a Catalunya i fins i tor va passar per Mas Rampinyo, per la carretera N-152, tot dirigint-se cap a Barcelona, com a destí d'etapa.

El Tour de França passa per Mas Rampinyo a l'any1965. Fons Familiar.

Aquell Tour, d'ara fa 47 anys, va estar format per 22 etapes, i en concret les etapes més representatives per al nostre poble van ser la 11 i la 12.
  • L'etapa 11 va anar de Ax-les-Thermes a Barcelona tot seguint un recorregut de 240,5 km i que va guanyar l'espanyol José Pérez Francés, el 2 de Juliol de 1965.
  • L'etapa 12 va iniciar-se des de Barcelona fins a Perpinyà, tot seguint 219 Km, i guanyany-la en Jan Janssen, el 4 de Juliol.
En aquest Tour, realitzat del 22 de Juny al 14 de Juliol de 1965 i amb un recorregut de 4177 Km, van participar 130 ciclistes dels que van arribar a París 96 corredors. El guanyador va ser l'italià Felice Gimondi que ja va quedar líder a la tercera etapa amb un total de 116h 42' 06" a tota la volta.

Per tal de commemorar aquell fet, rescatem la següent entrevista realitzada a Miquel Poblet per La Vanguardia, al juliol del 2009, on Miquel Poblet al 1965 i ja retirat del ciclisme professional, va gaudir a Montjuic de l'aribada dels ciclistes:

"Lloré por no poder correr en Barcelona el Tour de Francia". El ex ciclista profesional fue el primer corredor español en conseguir un maillot amarillo en la vuelta francesa.

Es una de las grandes figuras de la historia de nuestro ciclismo. Hablamos de Miquel Poblet (Montcada i Reixac, 1928), conocido como la flecha amarilla por sus habilidades de sprinter. Poblet perteneció a los mejores equipos ciclistas de su época. Comenzó su carrera deportiva en la Unió Esportiva Sants y luego dio el salto a Italia de la mano del Faema y el Ignis de Varesse. De su extenso currículum deportivo destacan las victorias en dos ediciones de la carrera Milán-San Remo,  20 etapas del Giro de Italia y tres del Tour de Francia. También consiguió ser el primer corredor español en ganar el maillot amarillo en un Tour de Francia, en 1955. Siete años más tarde pondría punto y final a su carrera deportiva pero nunca se ha desligado del mundo ciclista y ha contribuido a impulsar la Volta Catalunya.

A sus 81 años tiene una mente lúcida y recuerda con todo detalle las carreras en que ha participado. Ahora que la ronda francesa regresa después de 44 años por tercera vez en la historia a Barcelona no piensa perdérselo. "En del mundo del ciclismo el Tour de Francia son como unos Juegos Olímpicos", explica con pasión Poblet. Lo dice una persona que ha dedicado toda su vida al ciclismo.

-La pasión por la bicicleta le viene de muy lejos, ¿no?
Me crié en el taller de bicicletas de mi padre. Con tres años ya me hacían ir en bicicleta. Ahora tengo 81 años y hace diez años que dejé de ir en bicicleta.

-¿Cuándo empezó a correr profesionalmente?
En 1944 me federé. Fui a la Federació Catalana de Ciclisme para obtener la licencia y me la concedieron con 16 años pese a que no podía tenerla hasta los 18. Así que por cuestiones federativas mi fecha de nacimiento es el 1926 y no 1928. En el 1948 ya era aspirante profesional.

-¿Cuántos Tour de Francia llegó a correr?
Tres. El primero en 1955, año en que gané la primera etapa en París siendo el primer español en conseguir el maillot amarillo. En esta misma edición, también gané la etapa del Tourmalet. En el 1956 me tuve que retirar por un forúnculo y al año siguiente que llegaba el Tour de Francia a Barcelona pese a que me preparé muy bien al final no pude llegar.

-¿Estuvo esos días en Barcelona pese a que tuvo que retirarse de la competición?
Sí y había un gran ambiente. El ciclismo era muy potente en aquella época y para Barcelona y Catalunya que el Tour de Francia llegará era toda una novedad. Fue un gran éxito. Yo incluso lloré por no poder llegar compitiendo a Barcelona.

-¿Recuerda el recorrido que hicieron entonces los ciclistas?
Venían de Francia por la costa y acabaron en Montjuïc.

-En 1965 el Tour de Francia pasó de nuevo por Barcelona. Usted ya estaba retirado. ¿También estuvo esos días en la ciudad?
Tampoco me lo perdí. Estuve en Montjuïc y me gustó mucho.

-Y ahora que el Tour de Francia regresa a Barcelona, ¿qué le viene a la mente?
Recuerdo con nostalgia aquellos tiempos de entonces y me gustaría estar competiendo.

-¿Qué le parece el recorrido de esta edición?
El recorrido de Girona a Barcelona será fácil. Son unos 175 kilómetros y será una etapa rápida y bonita con mucha gente en pelotón. La del día siguiente en dirección a Andorra tiene un puerto de primera categoría y acaba con una subida que seguro hará que se deshaga el pelotón y el que llegue con más fuerzas obviamente se llevará la etapa.

-¿Tiene previsto ir a Barcelona los días del Tour?
¡Por supuesto! Es el acontecimiento de ciclismo más grande que hay en nuestro país.

-¿Debería haber llegado antes el Tour a Barcelona?
Hay muchos intereses creados. Antes que el Tour saliera de Francia era una cosa excepcional. En casos muy concretos se salía de Francia por los Pirineos y estábamos sólo unos 40 kilómetros en territorio español. También recuerdo en los 70 la expectación que generó la llegada a la Seu d’Urgell de Luis Ocaña y Eddy Merck.

-¿Qué supone actualmente para Barcelona el regreso del Tour?
En el mundo del ciclismo equivalen a unos Juegos Olímpicos. Supone una medalla de oro para Barcelona dentro del deporte internacional.

-¿Cree habrá que esperar tantos años para que de nuevo el Tour pase por aquí?
Es muy difícil mantenerlo y ahora está claro que es más costoso que hace unos años. Pero también hay que tener en cuenta que para Catalunya será una propaganda mundial impagable.

-¿Tiene algún ciclista favorito?
Alberto Contador. Lo veo muy seguro. Además es el primer corredor español que ha ganado el Tour de Francia, la Vuelta España y el Giro de Italia. Después también tenemos a Carlos Sastre y a Óscar Pereiro.

-¿Y ve a Lance Armstrong con opciones al título?
Con la gran clase que ha demostrado no lo hará mal pero ganar lo veo complicado después de haber estado tantos años sin correr. Pero ha superado un cáncer y ha ganado siete Tours de Francia así que puede ser capaz de todo. Creo que puede estar entre los diez primeros.

-Se habla mucho del Tour y poco de la Volta Catalunya que ha tenido un año económico muy complicado…
No creo que desaparezca. Estamos viviendo una crisis general y las subvenciones no son las mismas. Claro que hay dificultades económicas pero ya llevamos 90 ediciones de Volta Ciclista a Catalunya y sería una vergüenza que las entidades estatales dejaran perder esta carrera casi centenaria después de tantos esfuerzos. Espero que no llegue a este punto y continúe existiendo la tercera carrera ciclista más antigua del mundo.

-¿El ciclismo se ha recuperado tras la Operación Puerto?
A veces para que las cosas se arreglen tienen que estropearse del todo. Nos hemos hecho tanto daño y poco a poco nos estamos recuperando.

-¿Desde su época a la actual ha cambio mucho el ciclismo?
Antes el ciclismo no estaba tan comercializado y era algo más personal e individual. Por ejemplo, nosotros no teníamos los autobuses de hoy en día y nos desplazábamos con la bicicleta en el tren. Incluso en aquella época muchos hoteles no nos querían porque decían que dejábamos todo sucio. A mí para hacer el Tour me dieron tres jerséis de lana para los veinte días de competición. Recuerdo que mi señora los tenía que lavar en el lavabo del mismo hotel.

-¿Es más fácil ahora ser ciclista profesional?
Hoy en día para llegar a ser profesional es más difícil y los que están en categoría amateur lo tienen muy complicado.

-¿Usted como se definiría como ciclista?
La primera época de escalador y la última de sprinter. En Italia me llamaban la flecha amarilla.


0 Comments:

Post a Comment



Entrada més recent Entrada més antiga Pàgina d'inici